Parroquia Nuestra Señora del Perpetuo Socorro, Tapes

Los órganos Walcker


              Los órganos Walcker representan la mayoría en nuestras iglesias. De ellos pueden contabilizarse diez (incluyendo los que ya no existen) que pertenecen a la estética de principios del siglo XX.

              El máximo exponente actual es el de la Basílica de Paysandú (1906), con 23 registros, restaurado por Oberlinger (Alemania) hace pocos años, gracias a aportes particulares locales pero mayoritariamente al apoyo del gobierno de ese país, siempre interesado en la promoción y conservación del patrimonio que representa su cultura.

              En Montevideo el instrumento más adecuado para recitales es el de Tapes (1927), con 20 registros. La conservación de estos instrumentos es un tema complicado, dado su mecanismo (neumático) y debido al deterioro del espacio en el que algunos se encuentran. Otros instrumentos de esta época han desaparecido por diversas circunstancias; por ejemplo, en la Parroquia Sagrado Corazón (Seminario) existió desde 1903 hasta finales de la década del ’30 un instrumento de 3 teclados y pedalera con 29 registros que desapareció a causa de un incendio que fundió la tubería. En la Parroquia Nuestra Señora de los Dolores (Reducto) existe aún en pie un hermoso instrumento de 15 registros, en ruinas (pero aún recuperable) a causa de la entrada de agua y palomas que anidaron en su interior. En la Basílica de la Aguada, en una situación realmente desafortunada, se desmontó el instrumento cuando se ensanchó Avenida del Libertador y la iglesia debió retirar su fachada perdiéndose el espacio del coro. Es de desear que estos últimos ejemplos ayuden a promover el interés frente a tales obras de arte y que comencemos a cuidarlas como se debe.

              En cuanto a la “Transmisión neumática” diremos que consiste en pequeñas cañerías de plomo que llevan el aire comprimido a cientos de fuellecitos que mueven válvulas para dar entrada o cortar el aire a los tubos. No se trata de la transmisión más fiel al touché, pero en una época se la prefirió a la mecánica pues así se evitó que los teclados fueran tan pesados de tocar, ya que todo el trabajo lo hace el aire a presión. Su inconveniente es un mínimo retraso entre la pulsión de la tecla y la emisión del sonido.
           




Mixturas


La sonoridad de estos instrumentos es característica romántica. Poseen registros de fondo de 8 pies con sonido grande y profundo, y en general se trata de instrumentos que no son tan brillantes pues sus mixturas (figs. 1 y 2) contienen filas de tubos de mediana escala.



             Este estilo de órgano apunta a la imitación de una orquesta que requiere más volumen, pero no tanta claridad, por cuanto la música que mejor les sienta es la del Romanticismo en adelante. Esto no quiere decir que no pueda ejecutarse en ellos música más antigua, pues tienen filas tales como las flautas de 4’ o el Gemshorn 4’, muy usados para las danzas del Renacimiento. En el caso de las flautas el sonido es suave y opaco, al conformarse por tubos cortos y de diámetros anchos. En el caso del Gemshorn se trata de tubos de columna cónica, cerrados hacia arriba, lo cual oscurece y hace perder fuerza al sonido.

              Ninguno de estos órganos posee tubos de boca de gran potencia en la pedalera, es decir no tienen registros de “Principal”, pero cuentan con el registro “Posaune 16”, tubos de lengüeta graves que dan fuerza y claridad en los pedales. Debido a la longitud de los resonadores en esta hilera es común encontrarlos en forma de espiral para ganar espacio, aunque en Tapes son rectos. En esta fila los mejores ejemplos son la basílica de Paysandú y catedral de San José.

              En Tapes existe un Posaune pero dado que los tubos de este registro se hicieron a la mitad de su longitud en las notas más graves (pasa reguir la línea del vitral sin taparlo), se pierde un poco la grandiosidad del sonido.

 



Fila del Oboe 8'

No faltan en estos órganos ni el Oboe 8’ ni la Trompeta 8’. Registros de lengüeta solistas (aunque también pueden formar parte de un plenum) que tienen una entonación relativamente suave.

             

              En cuanto a las cuerdas frotadas son comunes las filas de Salcional 8’, Gamba 8’, Aeolina 8’ (el registro más suave de todos) que usado junto a la Voz Celeste produce un “vibrato” permanente pues se afina levemente desfasada del resto del órgano. Esta sonoridad es muy usada en la música francesa y también la más moderna.

              Existen también las cuerdas frotadas en los pedales. Siempre se trata del Violon 8’, aunque construidos de distinta forma. Normalmente se trata de una hilera de tubos simple, pero en Paysandú se encuentran dos tubos por nota en el sector más grave. Uno de ellos produce la fundamental y el más pequeño produce la quinta. Esta combinación da como resultado un sonido sumamente similar al frotamiento de las cuerdas de un violoncello.

 

Uno de los instrumentos de este estilo en correcto funcionamiento es el de la Parroquia de Tapes. La única parte que no funciona y que se desmontó en épocas pasadas (al igual que se hizo con la mayoría de sus instrumentos hermanos) es el mecanismo de organola, que al igual que en una pianola, funcionaba con rollos de papel perforado para que el órgano tocara solo.


              Tapes tiene dos grandes fuelles mayores, uno para el primer manual y pedalera y el otro para el segundo teclado manual (cada uno de ellos con 58 notas y la pedalera 30).

              Los tubos de fachada se pintaron en 2005 y se refrescó el mueble con cera. Posee los siguientes accesorios: II/I     Super II/I    Sub II/I. Esto significa que para cada tecla ejecutada en el manual I se agregan los registros puestos en el manual II, en el primer caso a la misma altura, luego una octava más aguda y una más grave respectivamente. El Super II agrega la octava aguda para cada tecla pulsada en el manual II. Esos accesorios aumentan notablemente las posibilidades sonoras del órgano. Es un instrumento de acústica curiosa, ya que por hallarse la tubería a la altura de la cabeza del organista suena muy fuerte desde cerca, pero desde la iglesia se lo oye más suave al fundirse los sonidos en el espacio.

              Se trata sin dudas de una joya que debe seguir conservándose. Es de esperar que instrumentos de su época se recuperen y comiencen a servir a la cultura de nuestro país.




 




 





 





Altar en mármol blanco y verde construido en 2003,
encargado por el Presbítero Alberto Sanguinetti

 


Disposición del órgano
 


MANUAL I

Trompete 8'
Mixtur 2-4 f
Octave 4'
Flote 4'
Principal 8'
Bordun 8'
Salicional 8'


MANUAL II


Aeoline 8'
Voix celeste 8'
Konzertflote 8'
Gamba 8'
Schwell
Principal 8'
Gemshorn 4'
Gedeckt 16'
Progr. Harm. 2-5 f
Oboe 8'

 


PEDAL

Posaune 16'
Violon 8'
Subbass 16'
Santfbass 16'
 


Accesorios
 


II / I     Sub  II / I     Super II / I     I / Ped     II / Ped
Pedal Expresivo
Pedal Crescendo
Trémolo
Combinaciones   p   mf   tutti
Combinaciones libres
Anulador de registros
Anulador de lengüetería